jueves, 18 de enero de 2018

Más que fácil ¡Sorprendente! personalizar el cabecero de una cama



Con un poco de imaginación y suficientes deseos de romper la rutina en el ambiente de nuestro cuarto, será todo lo que necesitemos para cambiar el cabecero de nuestra cama. Lo mejor serán los asombrosos efectos estéticos que causará esta transformación

Será posible adaptar el cabecero a un estilo personalizado, quizás tan bien logrado como en ninguna otra área o pieza que usemos en casa a diario y que decidamos transformar a nuestra medida de gusto.* Puede hacerse con variedad de materiales, diseñarlos extravagantes al punto que causen asombro o ponerles un toque muy nuestro. Claro que algunos son más difíciles de hacer que otros, y podría ser más o menos costoso.


Pero existe tanta variedad de posibilidades y sobre todo utilizando elementos antiguos y reciclados, que con solo un poco de empeño en poco tiempo se logrará una reforma muy interesante en nuestras casas al menor costo y esfuerzo.

Aquí vamos con algunos ejemplos de posibles cabeceros que podrías asumir o inspirarte con ellos para tener nuevas ideas.


  • Una puerta antigua: Ejemplo de elemento viejo y reciclado 
  • Madera y molduras enmarcando: Muy acogedor y de estilo. Especial para casas de campo y ambientes nórdicos. 
  • Un mueble haciendo de cabecero: Recomendado si la cama se encuentra ubicada en alguna estancia donde existan muebles. 
  • Un espejo 
  • Cabecero de bambú 
  • Simulado en la pared: Pintado 
  • Un cuadro 
  • Pedazo de madera tosca y sin pulimento: en bruto 
  • Una cortina 
  • Fotomurales: Ideal para recrear ambientes 
  • Mapamundi 
  • Un acolchonado simulando almohadones 
  • Un tapiz


Será algo distinto y novedoso, recuerda enfocarte y tener en cuenta el estilo de tu dormitorio, aunque podrías romper moldes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario