miércoles, 30 de agosto de 2017

Consejos para alicatar las paredes de nuestro hogar

Las reformas del hogar son algo muy importante para mantener el aspecto de nuestro hogar muy bien cuidado, sin embargo, existen ocasiones en que realizar una reforma parece una tarea imposible debido a la falta de organización y al presupuesto, que son las dos limitantes principales. Y en específico hablamos de cambiar el alicatado de las paredes de nuestro hogar.



Y lo cierto es que esta reforma es especialmente difícil debido a que conlleva una gran cantidad de trabajo al tener que retirar los azulejos de nuestra pared, ya que es una tarea especialmente delicada, pues si no se hace bien, la estructura básica de la pared puede verse dañada, y esto conllevara más trabajo, dinero y tiempo.

Sin embargo, con la finalidad de evitarnos la difícil tarea de quitar el azulejo ya existente, hay la posibilidad de alicatar las paredes encima, veamos cómo tenemos que llevar a cabo este proceso con la finalidad de poder realizar la reforma de una manera más simple.

Lo primero que tenemos que hacer es asegurarnos de que las baldosas ya colocadas estén muy bien fijadas; esto lo podemos asegurar verificando que no existan grietas entre las baldosas, y en caso de existir se pueden rellenar. Una vez que nuestras baldosas ya estan bien fijadas hay que asegurarnos de limpiar con amoniaco la superficie, hay que tener mucho cuidado con esta sustancia.

Una vez que hemos limpiado la superficie ya podemos proceder a realizar el alicatado de nuestra paredes. Ahorrándonos así, tiempo, dinero y esfuerzo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario