martes, 16 de agosto de 2016

Tipos de reforma en el hogar


En cuanto a los permisos que se necesitan para hacer una reforma en el hogar, lo importante que se debe saber es que estos dependen en su mayoría del ayuntamiento del cual dependa la vivienda. No solo eso, cada consistorio requiere de un permiso diferente en función del tipo de obra que se pretenda realizar e incluso cada licencia requiere de documentación distinta, así como precio distinto.



Cuando se trata de una reforma de acabados que incluye pintar, cambiar el suelo, los alicatados y más, los permisos que se requieren por lo general solo son de carácter informativo. En otras palabras, comunicados de obra. La razón de ello es que este tipo de reformas en el hogar únicamente afectan los acabados de la vivienda.

En cuanto a las reformas que cambian la distribución actual como puede ser incrementar a tres los dormitorios o cambiar la cocina o el cuarto de baño de lugar, el permiso que se requiere es hacer una cédula de habitabilidad y su consecuente aprobación del consistorio, todo ello a través de una licencia de obras menor.

Por lo que respecta a las reformas en las cuales se afecta algún elemento estructural como el caso de una pared, una viga, el techo, el suelo o una cubierta, son el tipo de reformas que requieren de un arquitecto para llevarla a acabo. Y puesto a que los elementos estructurales pertenecen a la comunidad de propietarios, es necesario pedir permiso a la comunidad para poder realizarla.


Otras reformas para las cuales se puede necesitar un permiso incluyen las reformas que afectan a un elemento comunitario, así como las reformas que incrementan la superficie inicial y las reformas que implican un cambio de uso de local a vivienda.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario