miércoles, 6 de abril de 2016

Instalación de puertas corredizas


En occidente es común encontrar puertas que abren hacia afuera o hacia adentro. Dicho mecanismo puede resultar en ocasiones incómodo y estorboso, porque es necesario cierto espacio que debe mantenerse libre para el correcto movimiento de la puerta y el cual, al final, es espacio perdido. Es por eso que una gran opción para reformar la casa se puede encontrar en colocar puertas corredizas.



Es bastante fácil encontrar juegos de puertas corredizas en ferreterías o tiendas departamentales dedicadas al hogar; además, actualmente, es posible conseguirlas en diversos tamaños. Recomiendo que, si se quiere ocultar la puerta cada vez que se deslice para abrirla, se verifique la pared en la cual se va a colocar, porque es necesario poco más del doble de espacio que ocupa el agujero de la puerta para que esto pueda suceder. Habrá que revisar si no existen vigas o tuberías cercanas al agujero, pues en caso de que existan, el trabajo podría resultar más complicado.

El resto del trabajo requiere de paciencia: desarmar la puerta existente, colocar una pared falsa en donde se esconderá la nueva puerta, colocar los rieles, montar la nueva puerta. Por último sólo habrá que resanar los bordes y pintar la nueva pared para ocultarla.


A pesar de que puede parecer un trabajo laborioso, la realidad es que se puede realizar por ti mismo en tan sólo un fin de semana. Para terminar recomiendo que si se quiere evitar la construcción de la pared falsa, la puerta corrediza se coloque por fuera, lo cual también dará un estilo especial a tu hogar. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario